¿Puedo tomar alcohol si estoy amamantando? Sigue estos consejos

Colima.- Muchas son las dudas que existen alrededor de la lactancia materna y una de ellas se acentúa en fechas como el Año Nuevo, donde se acostumbra brindar con algún vino espumoso.

Pero qué tanto hay de cierto en que se deba evitar a toda costa el consumo de alcohol o cual es la cantidad permitida durante la lactancia.

La recomendación general de la Secretaría de Salud (para la población en general y no sólo las madres lactantes) y de La Liga de La Leche es evitar el consumo de alcohol pues es nocivo para la salud.

A través La Liga de La Leche España, el doctor Carlos Gonzáles, fundador y presidente de la Asociación Catalana de Lactancia, insiste que el alcohol es malo para la salud de la madre y del padre, por lo que nunca se debe exceder el consumo de dos copas como máximo.

El doctor explica que el alcohol pasa fácilmente de la sangre de la madre a la leche, y viceversa, por lo que tarda en salir del sistema lo mismo que tardaría en salir de la leche materna.

“En conclusión, la leche es, en el peor de los casos, una bebida alcohólica muy, pero que muy suave, y es casi imposible que beber alcohol durante la lactancia perjudique al bebé.”

¿Cuál es la recomendación en caso de querer consumir una copa en año nuevo (o cualquier otra celebración)?

Procurar siempre que la copa se tome después de amamantar para dar tiempo al cuerpo de asimilar y desechar el alcohol de manera natural, sin que este llegue al bebé.

Sin embargo hay consideraciones que se deben tomar en cuenta, puesto que en cuestiones de lactancia no se puede generalizar.

Itzul Bayardo, Líder de La Liga de La Leche en Colima y Guadalajara, señaló que para el consumo de alcohol se debe tomar en cuenta la edad del bebé, ya que los recién nacidos son mucho más sensibles que los bebés más grandes y hacen tomas más constantes, por lo que no se asegura que el alcohol logre salir del sistema de la madre por completo.

Otro punto a considerar es el peso de la madre, como ocurre en cualquier tipo de persona, entre menos peso se tenga el alcohol ingresa mucho más rápido al torrente sanguíneo y, por ende, a la leche.

Entonces, ¿cuánto puedo tomar?

Carlos González indica que se pueden beber máximo dos copas al día durante la lactancia, pero insiste en que esta recomendación aplica a todas las personas durante toda su vida.

“Si algún día, en una fiesta, bebe más de la cuenta, puede ser prudente no dar el pecho mientras está visiblemente ebria, sobre todo si el bebé tiene pocas semanas. Recuerde, el alcohol pasa fácilmente en los dos sentidos, no se queda acumulado en el pecho. Por tanto, no es necesario sacarse la leche y tirarla (a no ser que tenga los pechos demasiado llenos y le molesten); la leche se limpia sola.”

La Liga de La Leche Argentina hace las siguientes recomendaciones:
  • Si la mamá quiere tomar una copa, se recomienda hacerlo justo después de dar el pecho para dar tiempo a que el alcohol se elimine del cuerpo antes de volver a amamantar.
  • El tiempo necesario de espera para volver a amamantar y que el alcohol ingerido de forma ocasional haya desaparecido de leche y sangre depende del peso de la madre (menos peso, más tiempo) y de la cantidad de alcohol consumido (a más alcohol, más tiempo).
  • Se recomienda evitar dar pecho hasta después de dos horas y media por cada 120 ml de una bebida con el 12% de alcohol.
  • Los “tiempos orientativos” a esperar para dar el pecho luego de consumir alcohol para mujeres de unos 60 kg de peso son:
    -Para un vaso de 120 ml de vino (12% de alcohol): tiempo de espera 2,5 horas.
    -Para 660 ml de cerveza (5% de alcohol): tiempo de espera 5 horas
    -Para 3 copas de licor de 30 a 40 ml (40% de alcohol): tiempo de espera 7,5 horas.

También se puede consultar la siguiente liga en inglés sobre el consumo de alcohol durante la lactancia.

Derechos Reservados AFmedios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here